Reflexiones de una alumna en tiempos de cuarentena. Agustina Guarisco 6°, de derecho.

La vida es sobre adaptarnos, el tiempo pasa y lo único constante es el cambio, a veces son cambios graduales y otras veces son drásticos. Si nos hubieran preguntado hace un año si nos veríamos en una pandemia mundial, estoy segura que la mayoría hubiera respondido con un no. Estamos viviendo una situación sin precedentes, que nos obliga a tomar medidas rápidas, a actuar, a adaptarnos. Es que al fin y al cabo, eso es lo que cada uno como ser humano puede hacer, actuar. Y es lo que el Colegio Santa María ha estado haciendo, desde un principio ha tomado medidas, las primeras a corto plazo y actualmente, a largo plazo.

No todo es perfecto, somos seres humanos, es un sistema nuevo para todos y no se puede pretender que todo funcione idealmente en el primer intento. Pero puedo afirmar que ha habido una fluida comunicación que nos ha permitido la superación de obstáculos para llegar a tener un sistema de estudio, que a mi parecer, es eficiente y personalizado. Me siento escuchada, que estamos realmente avanzando en el programa y los más importante, que estoy aprendiendo. Además, se cómo alumna que esto no se queda meramente en lo académico, sino que también contamos con actividades lúdicas, cómo Animación, Movimiento que se están realizando y nos permiten tanto divertirnos cómo expresarnos. Instancias que nos permiten desconectar, lo que es muy necesario y sano. En fin, me siento agradecida y apoyada, siento su presencia y acompañamiento.

Agustina Guarisco Freitas, 6to Derecho.

Volver